Yucatán



Informacion General
Yucatán es uno de los 31 estados de México y se localiza al sureste de la península del mismo nombre. Colinda al norte con el Golfo de México, al este con el estado de Quintana Roo y al suroeste con el estado de Campeche.
Antes de la llegada de los conquistadores españoles a la región, la península de Yucatán era una de las regiones más prósperas de la cultura Maya y todavía conserva algunas ruinas arqueológicas con más de mil años de antigüedad. Las ciudades mayas de la región continuaron su crecimiento después del colapso de las ciudades de la zona maya central y de ellas algunas seguían siendo habitadas a la llegada de los europeos. Otras, como Izamal y Mérida (la capital del estado, llamada T'ho en idioma maya yucateco) son importantes centros urbanos en la actualidad.
Yucatán como estado fue uno de los últimos en incorporarse de pleno a la federación mexicana. De hecho, en el siglo XIX algunas corrientes separatistas promovieron la República de Yucatán, la cual tuvo una vida efímera. Durante el porfiriato el territorio del estado fue dividido para crear el Territorio Federal que ahora ocupa el Estado de Quintana Roo. Actualmente tiene 106 municipios entre los que destacan Maní, Motul, Muna, Progreso, Tekax, Ticul, Tizimín, Umán y Valladolid.


Origen del nombre
El nombre Yucatán se originó durante la conquista española. Aunque hay varios relatos que coinciden en que este origen habría estado dado por un desentendimiento verbal entre los mayas y los conquistadores, todos son bastante inciertos:
Según uno de ellos todo fue consecuencia de que un explorador hispano se acercó a un indígena maya y le preguntó cómo se llamaban esas tierras. El indio probablemente le respondió Yuk ak katán que en idioma maya yucateco significa no entiendo tu lengua
Otro dice que un conquistador se acercó a un indígena y le interrogó acerca del nombre de esas tierras, a lo que el indio respondió: Yucatán, que en su lengua significaba yo no soy de aquí.
También se dice que los españoles dieron el nombre de Yucatán a la región porque los mayas contestaban a sus preguntas con la frase uh yu uthaan, que en maya significa oye como hablan, y los españoles entendieron Yucatán.
Otras especulaciones indican que Yucatán proviene del maya Ci u than, que significa no entiendo, y es que ésta era la respuesta que los mayas daban a los españoles. Los hispanos entendían algo parecido a lo que hoy conocemos como Yucatán, que es el nombre que finalmente ha prevalecido.
Es probable que el primer narrador de la historia del "no te entiendo" fuera Fray Toribio de Benavente, Motolinia, que al final del capítulo 8 del Tratado III de su Historia de los indios de la Nueva España dice: "porque hablando con aquellos Indios de aquella costa, a lo que los Españoles preguntaban los Indios respondían: «Tectetán, Tectetán», que quiere decir: «No te entiendo, no te entiendo»: los cristianos corrompieron el vocablo, y no entendiendo lo que los Indios decían, dijeron: «Yucatán se llama esta tierra»; y lo mismo fue en un cabo que allí hace la tierra, al cual también llamaron cabo de Cotoch; y Cotoch en aquella lengua quiere decir casa".


Primeros pobladores e historia prehispánica
Es probable que el origen del pueblo maya del norte de la península de Yucatán, se remonta a la época del hombre de Loltún 8,000 años A.C. Aunque es hasta el año 435 D.C., cuando se tiene noticia de los itzáes, "los que hablan la lengua entrecortada". Según el Chilam Balam de Chumayel, los itzáes llegaron a Bakhalal (hoy Bacalar) procedentes de Chacnovitan y entre los años 435 y 455 fundaron Uc Y abnal, "los siete del linaje Abnal"; que sería después nombrada Chichén-Itzá, "cerca de la boca del pozo de los itzáes".
Hubo grandes centros urbanos mayas en Yucatán, aunque cada ciudad tenía autogobierno y fuerza militar (con similar organización a las polis griegas), todos se identificaban como mayas. En la península las tres ciudades principales fueron: Chichen Itzá, Uxmal y Mayapán, estas formaron la triple alianza que era una especie de confederación para tener apoyo mutuo en cuanto a comercio y defensa de sus fronteras. El poder desarrollado por la Triple Alianza duró poco, pues Hunac Ceel Cauich, señor de Mayapán, derrotó a Chac Xib Chac de Chichén-Itzá, quienes huyeron y se establecieron en el lago Petén-Itzá, al norte de Guatemala, según el relato del Chilam Balam de Chumayel.
Muchas ciudades actuales en su origen fueron localidades mayas: Mérida (Tho), Campeche (Akimpech), Chetumal (Chaktemal), etc. Por otro lado muchos apellidos y nombres actuales son heredados de este pueblo a los yucatecos modernos: Canul, Cahuich, Cohuó, Chi, Ay, Pat son apellidos que aún se conservan en pleno siglo XXI y tienen origen en los antiguos mayas.


Descubrimiento y conquista
Tras el descubrimiento de América hubo un largo proceso de conquista muy desigual en todo el continente. La primera etapa se centró en las islas del Caribe, aún cuando pronto comenzaron las expediciones al norte de los territorios mayas. En 1511 un barco de la flota de Diego de Nicuesa, al mando de Pedro de Valdivia ( no confundir con Pedro de Valdivia el conquistador de Chile), a bordo del navío Santa María de la Barca que regresaba a la isla La Española después de explorar la costa centroamericana, naufragó cerca de las costas de Yucatán, y algunos de sus ocupantes consiguieron salvarse, hubo unos veinte sobrevivientes del naufragio, entre ellos el Capitán Valdivia, Fray Gerónimo de Aguilar y Gonzalo Guerrero.
Todos fueron sacrificados por los mayas, excepto Gonzalo Guerrero y el franciscano Gerónimo de Aguilar que lograron huir, tiempo después fueron nuevamente tomados prisioneros y convertidos en esclavos. Gonzalo Guerrero asimiló la cultura maya al grado de formar familia y murió luchando contra los mismos españoles, al morir era cacique maya, por otro lado Gerónimo de Aguilar fue rescatado por Hernán Cortés cuando pasó por esas tierras en 1519, rumbo a la Conquista de México.
Francisco Hernández de Córdoba accidentalmente llegó a Yucatán en 1517 al frente de una expedición, en ella iban Bernal Díaz del Castillo, fray Diego de Landa y otros personajes. De la importancia que se le dio a las noticias, objetos y personas que Hernández de Córdoba llevó a Cuba, se toma la idea de la rapidez con que se preparó la siguiente expedición que Diego Velázquez, gobernador de Cuba encargó a Juan de Grijalva.


La expedición de Juan de Grijalva
Diego de Velázquez, entusiasmado por la noticia del descubrimiento de nuevas tierras, organizó en 1518 una expedición integrada por cuatro navíos y doscientos cuarenta hombres, el mando de la expedición recayó en su sobrino Juan de Grijalva. Los expedicionarios exploraron todo el litoral de Yucatán y parte del Golfo de México, durante el viaje tuvieron necesidad de arreglar algunos desperfectos de los navíos por lo que se desviaron y cruzaron un estrecho. El piloto de la escuadra Antón de Alaminos pensó que estaba navegando entre dos islas y nombró a la península de Yucatán "Isla Rica".
Los españoles al mando de Juan de Grijalva pidieron reconocer y colonizar esas tierras, pero Grijalva se negó a fundar población alguna debido a la existencia de muchas poblaciones nativas (mayas), y ordenó continuar con el viaje de exploración. En el recorrido descubrieron la isla de Cozumel y el río Río Grijalva que lleva su nombre en el actual estado mexicano de Tabasco, siguieron hacia el norte y recalaron en el hoy puerto de Veracruz, nombró a la lengua de tierra que abre la bahía como San Juan de Ulúa, de ahí siguió navegando hasta el Río Pánuco ubicado en el hoy estado de Tamaulipas México.
La noticia que en esa "isla" de Yucatán había oro, alimentó la codicia que concluiría con la Conquista de México por la tercera flota que partió de Cuba hacia tierras mexicanas al mando de Hernán Cortés.


La conquista de Yucatán
La conquista de Yucatán fue consumada dos décadas después de la conquista de México por Francisco de Montejo el adelantado, él estuvo al mando de un barco en la expedición de Juan de Grijalva, y se unió a Hernán Cortés en la conquista de México. A Montejo se le encargó la conquista de los Mayas del Yucatán, pero fracasó en su intento de tomar la península por el este (1527-1528). Así que volvió a México, tomó Tabasco en el año de 1530 y posteriormente condujo una campaña desde el oeste (1531-1535), y volvió a fracasar en su intento.
En esa época Francisco de Montejo el adelantado fue nombrado Gobernador de Tabasco, después ocupó el mismo cargo en Honduras y posteriormente en Chiapas. Ocupado en esas responsabilidades, le confirió a su hijo del mismo nombre poderes para consumar la Conquista de Yucatán. Su hijo, apodado el mozo, fundó las ciudades de San Francisco de Campeche y también la de Mérida (en honor a la Mérida de Extremadura) fundada sobre la ciudad maya de T'ho el 6 de enero en 1542. El 11 de Junio de 1542, la recién fundada Mérida fue sitiada por las huestes mayas de Nachi Cocom, Señor de Sotuta. Allí se libró la batalla definitiva de la Conquista de Yucatán, con el triunfo de los españoles y se consolidó el dominio de España en la región occidental de la península.
Pacificado el occidente de Yucatán, el Adelantado Montejo, le encargó a su sobrino del mismo nombre, Francisco de Montejo, apodado Montejo el sobrino, la conquista del oriente de Yucatán, que se logró después de sangrientas batallas y culminó con la fundación de la ciudad de Valladolid el 8 de mayo de 1543. En su carácter de teniente de gobernador y justicia mayor, el Mozo Montejo, hijo de Francisco de Montejo el adelantado, gobernó la Capitanía General en ausencia de su padre, hasta la llegada de éste en 1546, en que se hace cargo del gobierno de Yucatán. Una vez consumada la Conquista, el Adelantado se hizo cargo del Gobierno de la Capitanía General de Yucatán en 1546, pero por quejas recibidas en la Corte española fue residenciado y destituido de su cargo en 1550, regresó a España para asumir su propia defensa, sin embargo falleció en Salamanca en 1553 antes de que pudiera limpiar su nombre ante el Consejo de Indias. Su hijo el mozo falleció el 8 de Febrero de 1565.


Época colonial en Yucatán e independencia de España
En el año de 1617 Yucatán fue considerada una Capitanía General, que dependía de la Nueva España, pero debido a su situación geográfica se mantuvo con ciertas libertades. Durante el virreinato español la provincia y capitanía de Yucatán abarcaba los territorios actuales de Campeche, Quintana Roo, Tabasco, Yucatán, también le correspondía nominalmente los territorios del norte del Petén y el actual Belice. En 1786 la Corona Española implementa el régimen de intendencias y el territorio cambia su nombre a Intendencia de Yucatán conservando sus mismos territorios.
Por su lejanía geográfica del centro de la Nueva España, en especial de la Ciudad de México, Yucatán no se vio afectado militarmente por la guerra de independencia de México, aunque ya había un espíritu libertador en los yucatecos ilustrados. Lorenzo de Zavala, uno de los sanjuanistas, en 1820 formó la Confederación Patriótica, dentro de ésta hubo un cisma y quedaron dos grupos: quienes apoyaban al gobierno español y la Constitución de Cádiz y otro encabezado por Zavala buscaba la independencia absoluta de España. Mariano Carrillo Albornoz, en ese entonces gobernador, obligó a Zavala y Manuel García Sosa a ser diputados de las Cortes y los envió a Madrid, mientras los otros liberales eran puestos en prisión sin que Zavala se diera cuenta.
Mientras esto ocurría en Yucatán se proclamó el Plan de Iguala y Echeverri, sucesor de Carrillo Albornoz, proclamó la independencia de la península y envió a dos representantes a negociar la incorporación de Yucatán al Imperio Mexicano. La incorporación al Imperio ocurre el 2 de noviembre de 1821.


República de Yucatán
La República de Yucatán surgió como respuesta a los gobiernos centralistas en México a partir de 1835. El movimiento encabezado por Miguel Barbachano logró que Yucatán tuviera su independencia de México durante algunos años, pero la península se vio obligada a reincorporarse en 1848 debido a que México condicionó su apoyo militar al gobierno de Yucatán en la llamada guerra de Castas.


Guerra de Castas
La Guerra de Castas surgió en Yucatán debido a las precarias condiciones de vida de los indios mayas en la península. Los criollos y mestizos se autodenominaban yucatecos y los mayas no se sentían parte de ellos, eran simplemente mayas. La revuelta empezó en 1847 en el poblado de Tepich, los mayas lograron tomar la mayor parte de la península y el gobernador Barbachano tuvo que solicitar apoyo militar a México. Oficialmente la guerra terminó hasta 1901 con la ocupación de la capital maya de Chan Santa Cruz por las tropas mexicanas.


Historia Moderna de Yucatán
En 1857 Campeche se separó de Yucatán para formar un estado separado. El 24 de noviembre, de 1902, el presidente Porfirio Díaz proclamó la formación del territorio de Quintana Roo, separándolo del estado de Yucatán.
El Petén, originalmente fue parte de la Capitanía de Yucatán durante la época de la colonia española. Al momento de la independencia de México y las posterior separación de las provincias de centroamérica, las fuerzas guatemaltecas ocuparon el Petén, cuya incorporación fue reconocida por México en 1883, aún contra la voluntad del gobierno de Yucatán y los yucatecos que vivían en aquel entonces en el Petén. Por otro lado Guatemala reconoció la anexión de Chiapas a México, la cual fue hecha mediante referéndum.
Por otro lado, en 1839 se firman los tratados del Mariscal Spencer con lo que Belice pasa a ser territorio de Gran Bretaña y se fijaron los límites en 1883.
En 1931 el presidente Pascual Ortiz Rubio reparte Quintana Roo entre Campeche y Yucatán, pero el Gral.Lázaro Cárdenas del Río (entonces presidente) en 1935 reintegra, quedando Yucatán con los límites actuales.
Cabe agregar que aún existen disputas entre Quintana Roo y Campeche en cuanto a límites territoriales los cuales afectan directamente a Yucatán.
El henequén para hacer soga fue probablemente el primer y más importante artículo de exportación del península yucateca. La región prosperó gracias a esta industria hasta la llegada de los productos sintéticos después de la Segunda Guerra Mundial, cuando el henequén (también llamado oro verde) empezó a ser cultivado en otros lugares del mundo. Las décadas de oro del henequén fueron una era de gran florecimiento económico para Yucatán; aunque con base en la explotación de los indígenas mayas. Esa situación de bonanza permitió que la ciudad de Mérida tuviese alumbrado público eléctrico y tranvías antes que la Ciudad de México. Se dice que, a principios del siglo XX, Mérida contaba con el mayor número de millonarios per cápita que en cualquier otra parte de América Latina. Hoy en día, el Paseo Montejo, avenida inspirada en los Champs Elysées de Paris, está poblado tanto por casonas levantadas en esa época.
Hasta mediados del siglo XX, el contacto que tenía Yucatán con el mundo era por vía marítima. El comercio con los Estados Unidos y Cuba, al igual que con Europa y otras islas del Caribe eran más significativos que con el resto de México. En 1950, Yucatan fue unido por ferrocarril al resto del país, seguido por las carreteras que hicieron lo suyo en los años sesenta. Actualmente, Yucatán todavía mantiene una cultura muy diferente a la del resto de México, incluyendo el famoso acento yucateco (heredado del maya), sus fiestas tradicionales, una literatura y música (la trova yucateca) propias y una gastronomía ensalzada en todo México.
Vuelos comerciales llegaron a Mérida en los años sesenta. El primer gobernador Maya de Yucatán fue Don Francisco Luna Kan, elegido en 1976.
Hoy por hoy, el estado de Yucatán es una de las regiones más prósperas del sur de México, con sus principales ingresos provenientes del turismo, el comercio y la agricultura. A pesar de los grandes avances en modernizar la infraestructura de la península, la cultura de todo el estado y de la península completa se caracteriza por la presencia e influencia de los mayas yucatecos, una de las más grandes poblaciones indígenas de México. El maya se habla y enseña en toda la extensión de la península y, según datos comparativos del INEGI, Yucatán posee el primer lugar nacional en proporción de población indígena.
Asimismo, Yucatán también ha sido uno de los pocos estados de la República en ser gobernado por una mujer: Dulce María Sauri Riancho.
En su cono sur, Yucatán cuenta con variados y multicolores municipios agrícolas dentro de los que destaca Oxkutzcab, que según estudiosos proviene de las palabras ox= ramón (árbol cuyo follaje sirve de pastura para el ganado), kutz= tabaco (planta que aún se sigue sembrando aunque en contados lugares), y cab=miel (la zona fue gran productora del dulce aunque los cambios climáticos y la falta de apoyo a la actividad esta ha sido mermada).


Cultura
Yucatán está algo aislado del resto del país, y esto se puede observar en muchos aspectos. Los conquistadores españoles encontraron una fuerte resistencia por parte de la cultura Maya, y sus tentativas de erradicar la tradición Maya, la religión y la cultura no resultaban tan exitosas. En la actualidad muchos de los habitantes son descendientes de los mayas. Los remanentes que sobreviven de la cultura Maya pueden ser vistos diarios, en el discurso, el vestido, y tanto en escritos como historias orales.
Hanal Pixan
Es sobre todo evidente en días festivos como Hanal Pixan, una tradición religiosa (maya-católica) celebrada el 1 y 2 de noviembre y que se caracteriza por la colocación de complicados altares dedicados a los parientes difuntos. El primer día está dedicado a los niños y el *segundo día a los adultos. Esto es un compromiso entre las dos religiones, con crucifijos mezclados con decoraciones de cráneo y ofrecimientos de alimentos. Múkbilpollo es el tamal ofrecido a los muertos sobre el Día de Todos los Santos, tradicionalmente acompañado por una taza de chocolate caliente. Muchos yucatecos disfrutan comer esto en y alrededor del Día de los Muertos. (Muk-bil literalmente quiere decir "poner en la tierra" o cocinar en un pib, un horno subterráneo).


Música
En lo que respecta a la música destaca la trova yucateca, género musical sugido en Yucatán a finales del siglo XIX y alcanzó una enorme popularidad en las primeras décadas del siglo XX. La jarana yucateca tambien es una de los generos musicales en los cuales nuestros abuelos bailaban como ritos de cultura hay una gran variedad de bailes con la musica de la jarana entre ellos destacan la danza de los listones, y la danza de la cabeza de cochino.


Lenguaje y acento
El español hablado en Yucatán es fácilmente identificable como diferente para las personas foráneas. Esto se debe a la influencia de la lengua maya, que todavía es hablada por un tercio de la población del estado de Yucatán, sobre todo en las áreas rurales. La lengua Maya es severamente melódica, lleno de sonidos de X ("X" es pronunciado "sh" en la lengua maya). El lenguaje típico de los yucatecos se distingue también por emplear muchos vocablos de origen maya, como purux (gordo) o tuch (ombligo) o wixar (orinar). La gente foranea rapidamente identifica al español yucateco ya que nosotros los yucatecos tenemos un acento el cual los foraneos hayan gracioso.


Gastronomía
Los platillos yucatecos tienen un estilo diferente del resto de México. Éstos recibieron influencias de la cultura maya, y el caribeño, el mexicano y el europeo, y culturas del Medio Oriente. Algunos de ellos son:
Poc Chuc,carne de cerdo asado, marinadas en jugo de naranja agria y acompañadas de cebolla asada picada y salsa llamada Xnipec, que consta de jugo de naranja agria, tomate, cebolla y cilantro.
Salbutes y Panuchos. Los salbutes consisten en tortillas de maíz con lechuga, tomate, cebolla, carne de pavo o pollo y aguacate, y los panuchos, muy parecidos a los anteriores con la diferencia de que éste cuenta con una tortilla crujiente rellena de frijol.
Cochinita Pibil, consiste en carne de cerdo marinada en achiote, jugo de naranja agria, ajo, sal y pimienta, envuelta en hojas de plátano y horneada bajo la tierra.
Frijol con puerco, carne de puerco cocido en frijol, servido con arroz ,y acompañado de salsa de tomate, rábano, cilantro y cebolla.
Relleno Negro, carne de pavo cocinada con una pasta negra de condimentos de la región, servida en tacos o emparedados
Sopa de Lima, caldo de pollo desmenuzado, tostadas y jugo de lima.
Escabeche, Pollo cocinado con condimentos y cebollas
Papadzules, tacos de huevo sancochado, cubierta de una pasta de pepita, salsa de tomate y cebolla.
Cabe mencionar que el chile habanero y las tortillas de maíz acompañan la mayor parte de platillos yucatecos.


Famosos Yucatecos
Armando Manzanero (Compositor y cantante)
Carlos Castillo Peraza †(Destacado líder Panista)
Lorenzo de Zavala †(Primer vice presidente de Texas)
Dulce María Sauri (Destacada líder Priísta)
Luis Demetrio †(Compositor)
Luis Alcaraz †(Compositor)
Guty Cárdenas †(Compositor)
Carlos Loret de Mola (Periodista)
Manuel Crecensio Rejón †(Jurista, creador de la figura del Amparo)
Beatriz Zavala (Secretaria de Desarrollo Social)
María Medina (Cantante)
Sergio Esquivel (Compositor)
Imelda Miller (Cantante)
Guadalupe Trigo †(Compositor)
Carlos Ancira †(Actor de Televisión)
Irma Dorantes (Actriz de cine)
Carmen Montejo (Primera actriz)
Francisco Sobero "Tanicho" (Primer Actor)
Ricardo Palmerín (Compositor; considerado el "Padre de la trova Yucateca")


GENERAL INFORMATION
Yucatán is the name of one of the 31 states of Mexico, located on the north of the Yucatán Peninsula. The term The Yucatán refers to the three states on the peninsula: Yucatán, Campeche, and Quintana Roo; all three modern states were formerly part of the larger historic state of Yucatán in the 19th century. The state capital of Yucatán is Mérida.


Geography
The State of Yucatán is located near theYucatán Peninsula. It borders the states of Campeche to the southwest, Quintana Roo to the east and southeast, and the Gulf of Mexico to the north and west. As a whole, the state is extremely flat with little or no topographic variation. The exception are the Puuc hills, located in the southern portion of the state.


Government and politics
The Constitution of the State of Yucatán provides that the government of Yucatán, like the government of every other state in Mexico, consists of three powers: the executive, the legislative and the judiciary.
Executive power rests in the Governor of Yucatán, who is directly elected by the citizens, using a secret ballot, to a 6-year term with no possibility of reelection. Legislative power rests in the Congress of Yucatán which is a unicameral legislature composed of 25 deputies. Judicial power is invested in the Superior Court of Justice of Yucatán.


Municipalities
The State of Yucatán is divided into 106 municipalities, each headed by a municipal president (mayor). Usually municipalities are named after the city that serves as municipal seat; e.g. the municipal seat of the Municipality of Mérida is the City of Mérida.


Major communities
Celestún
Hunucmá
Kanasín
Maxcanú
Mérida
Motul de Carrillo Puerto
Oxkutzcab
Progreso
Tekax de Álvaro Obregón
Ticul
Tizimín
Umán


History
Pre-Colombian era
Before the arrival of the Spanish in the area, the Yucatán was the home of the Maya civilization, and in particular the Yucatecan Maya people. Archaeological remains show ceremonial architecture dating back some 3000 years; some Maya hieroglyphic inscriptions found in the area date back to the Maya Preclassic period (200 B.C.). Maya cities of the Yucatán continued to flourish after the central and southern lowland Classic period Maya cities collapsed (c. A.D. 900), including the Puuc flouresence during the Terminal Classic, the rise of Chichen Itza at roughly the same time, and the subsequent rise of other sites, such as Mayapan, during the Postclassic. Several sites continued to be occupied up to and beyond the 16th century arrival of the Spanish. The ruins of well over a hundred Maya sites of varying sizes can still be found on the peninsula, such as Chichen Itza and Uxmal, though most sites have not been extensively investigated. Other important ancient Maya cities were built over by the Spanish, and their sites are still occupied today, such as Izamal (Itsmal in Yucatecan Maya) and Mérida (T'ho in Yucatecan Maya).
Arrival of the Spanish
According to Hernan Cortes' first letter (Cartas de relacion) to the King of Spain, "Yucatan" represents a mis-naming of the land by his political antagonist Diego Velazquez. Cortes alleges that when Velazquez initially landed in the Yucatan and asked about the name of the well-populated land, the indigenous people answered, "We don't understand your language." This was supposedly rendered as Yucatan by the Spaniards, who were unfamiliar with the phonetics of Mayan. However, there was political antagonism between Cortes and Velazquez, and this story evidently represents an attempt to defame Velazquez. The actual source of the name "Yucatan" is the Nahuatl (Aztec) word Yokatlan, "place of richness."
The conquest of the Maya city-states took decades of long fighting. African slaves brought by the Spanish also played a major role, during the Yucatan conquest, many of them declaring themselves free after a revolt led by Gaspar Yanga took place. A lot of the freed slaves settled in small towns called Palenques and declared themselves independent.They also interacted with the indigenous maya mixing both cultures in to what is now know as Zambo or Afro-Indigenous ancestry. Three expeditions explored the coastal areas from 1517 to 1519, but no major effort was made to conquer the country until 1527 when the first expedition under Francisco de Montejo landed with Spanish crown authority to conquer and colonize Yucatán. While the chiefs of some states quickly pledged allegiance to the Spanish crown, others waged war against the Spanish. Montejo was forced to retreat from Yucatán in 1528. He came back with a large force in 1531, briefly established a capital at Chichén Itzá, but was again driven from the land in 1535. Montejo turned over his rights to his son, also named Francisco, who invaded Yucatán with a large force in 1540. In 1542 the younger Montejo set up his capital in the Maya city of T'ho, which he renamed Mérida. The lord (also known as Tutul Xiu in the Yucatec Maya language) of Mani converted to Roman Catholicism and became an ally, which greatly assisted in the conquest of the rest of the peninsula. When the Spanish and Xiu defeated an army of the combined forces of the states of eastern Yucatán in 1546, the conquest was officially complete.
As of 1564 Yucatan became a Captaincy General and from 1786 an Intendencia, as a result of the Bourbonic Reforms in the administration of the Indies.
The Spaniards were granted land and natives to work it for their benefit. Priests and monks set to bringing the population into the Roman Catholic Church. The first Bishop of Yucatán, Diego de Landa, burned all the Maya books that could be located (saying "they contained nothing but the lies of the Devil") and suppressed any remnants of pagan beliefs with such vigour that he was for a time recalled to Spain to answer charges of improper harshness. The book he wrote (in the 1560s) in his defense, Relación de las cosas de Yucatán ("Relation of the Things of Yucatán"), is one of the single-most detailed accounts of Yucatán and of indigenous life from the time of the Conquest. Segments of this work would much later prove to be of instrumental value in the much-later decipherment of the pre-Columbian Maya writing system.
While the Maya embraced Christianity, many took it on as an addition to rather than a replacement of Pre-Columbian beliefs, and some Christian Maya continue to offer prayers to the ancient agricultural deities in addition to the Christian God and saints.
There were periodic native revolts against Spanish rule, including a large one led by Can Ek in 1761.
Independence and the turbulent 1840s
In February 1821, Mexico achieved independence from Spain. On 2 November of that year, Yucatán became part of independent Mexico. The State of Yucatán at that time included the territory of what is now the states of Campeche and Quintana Roo as well.
In 1835, a conservative unitary system of government was instituted in Mexico. Yucatán became a department, and authority was imposed from the center. Discontent increased and an insurrection erupted in Tizimín in May 1838, advocating Yucatecan independence. In 1840, the local Congress approved a declaration of independence of Yucatán. At first, Governor Santiago Méndez blocked it, saying that Yucatán would again recognize the rule of the central government in Mexico City if the Mexican Constitution of 1824 were reinstated. Andrés Quintana Roo, sent to Mérida in 1841 by President Antonio López de Santa Anna, succeeded in settling the differences and signed a treaty with the local government.
But when Santa Anna later ignored the provisions of this treaty, hostilities resumed, and Governor Méndez ordered all Mexican flags removed from Yucatecan buildings and shipping in favor of the flag of the "sovereign nation of the Republic of Yucatán", two red and one white stripe, with a quincunx of stars in a green field. The Yucatecan Constitution was modeled in part on the 1824 Mexican Constitution and the Yucatán state constitution of 1825.
Santa Anna refused to recognize Yucatán's independence, and he barred Yucatecan ships and commerce in Mexico and ordered Yucatán's ports blockaded. He sent an army to invade Yucatán in 1843. The Yucatecans defeated the Mexican force, but the loss of economic ties to Mexico deeply hurt Yucatecan commerce. Yucatán's governor Miguel Barbachano decided to use the victory as a time to negotiate with Santa Anna's government from a position of strength. It was agreed that Yucatán would rejoin Mexico so long as various assurances of right to self-rule and adherence to the 1825 Constitution within the Peninsula were observed by Mexico City. The treaty reincorporating Yucatán into Mexico was signed in December 1843.
Once more, the central government rescinded earlier concessions and in 1845 Yucatán again renounced the Mexican government, declaring independence effective 1 January 1846. When the Mexican-American War broke out, Yucatán declared its neutrality.
In 1847 the so-called "Caste War" (Guerra de Castas) broke out, a major revolt of the Maya people against the Hispanic population in political and economic control. At one point in 1848, this revolt was successful to the point of driving all Hispanic Yucatecans out of almost the entire peninsula other than the walled cities of Mérida and Campeche.
The government in Mérida appealed for foreign help in suppressing the revolt, with Governor Méndez taking the extraordinary step of sending identical letters to Britain, Spain, and the United States of America, offering sovereignty over Yucatán to whatever nation first provided sufficient aid to quash the Maya revolt. The proposal received serious attention in Washington, D.C.—the Yucatecan ambassador was received by US President James K. Polk and the matter was debated in the Congress, with no action taken other than an invocation of the Monroe Doctrine to warn off any European power from interfering in the peninsula.
After the end of the Mexican-American War, Governor Barbachano appealed to Mexican President José Joaquín de Herrera for help in suppressing the revolt, and in exchange Yucatán again recognized the central government's authority. Yucatán was again reunited with Mexico on 17 August 1848.
Frequent skirmishes and occasional large battles between the forces of the Yucatecan government and independent Maya of the eastern part of the peninsula continued through 1901, when the Mexican army occupied the Maya capital of Chan Santa Cruz. Some Maya communities in Quintana Roo continued to refuse to acknowledge Ladino or Mexican sovereignty as late as the 1910s.
Mid 19th century through mid 20th century
In 1857 Campeche broke off from Yucatán to become a separate state. On 24 November 1902, President Porfirio Díaz proclaimed the creation of the territory of Quintana Roo, separating that territory from the state of Yucatán.
Sisal for making rope was probably the first major export crop of the Yucatán Peninsula. The region prospered from this lucrative crop until alternative rope materials came into wider use after World War I and henequen (sometimes called "green gold") was planted in other places around the world, setting up competing industries. The decades of the henequen boom was a fairly progressive era for Yucatán; the city of Mérida had electric streetlights and trolley cars before Mexico City. It is said there were more millionaires in Mérida at that time than anywhere else in the Americas. Today, the Paseo de Montejo, an avenue patterned after the Champs-Élysées in Paris, is lined with both abandoned and renovated mansions from that era.
Late 20th century: An end to relative isolation
Until the mid 20th century most of Yucatán's contact with the outside world was by sea; trade with the USA and Cuba, as well as Europe and other Caribbean islands, was more significant than that with the rest of Mexico. In the 1950s the Yucatán was linked to the rest of Mexico by railway, followed by highway in the 1960s, ending the region's comparative isolation. Today the Yucatán still demonstrates a unique culture from the rest of Mexico, including its own style of food.
Commercial jet airplanes began arriving in Mérida in the 1960s, and additional international airports were built first in Cozumel and then in the new planned resort community of Cancún in the 1980s, making tourism a major force in the economy of the Yucatán peninsula.
The first Maya governor of Yucatán, Francisco Luna Kan, was elected in 1976.
Today, the Yucatán Peninsula is a major tourism destination, as well as home to one of the largest indigenous populations in Mexico, the Maya people.